martes, 23 de septiembre de 2008

Vidas de Cine VI

En este nuevo posteo de esta sección, comenzare con el tio Walt Dysney, para seguir luego con, si, es cierto, lo prometido es deuda: Roy Ward Baker, con este director seguiremos viendo su vision sobre la productora Amicus y Hammer, por supuesto que esto que aqui se lee, como en el posteo anterior, es la opinion del director; pues bien, aqui vamos, y, como siempre, que lo disfruten:
Walt Disney tenia fama de ser tan perfeccionista que dificilmente podía escaparsele el menor defecto de ninguno de los proyectos en los que andaba metido. Tanto es asi que hasta sus propios empleados decidieron ponerle a prueba, apostando a ver si era capaz de reconocer un error expresamente preparado por ellos mismos. El defecto consistia en insertar un unico fotograma de una mujer desnuda en medio de una de sus celebres peliculas de dibujos animados, para ver si era capaz de verla. Disney se presento a la proyección y justo en el momento en que pasaba ante sus ojos el rollo con el inserto del desnudo femenino, grito: " ¡ Alto ! ¡ Retrocedan un poco ! ¡ Alto ! ". En efecto, Disney localizo exactamente el fotograma de la mujer desnuda.
"
Walt se sobresalto - recordaba Charles Shows, uno de sus ayudantes presentes ese día - Preguntó que demonios hacia alli la fotografia de una mujer desnuda en mitad de un cortometraje de Mickey Mouse. Como nadie habia pensado en una buena respuesta, le dijimos a Walt la verdad, que queriamos comprobar si podia ver un fallo de una pelicula proyectandose. Walt estaba satisfecho. Acerto a ver el error y estaba orgulloso de su buen ojo. Asi que, en lugar de despedirnos, Walt se rio del incidente y dijo: ¨ Si esa muchacha hubiera estado vestida, ni me hubiera fijado en ella



Alla por 1973, luego de dejar la Amicus y regresar a la Hammer, Michael Carreras luego de llegar a un acuerdo con los hermanos Shaw, fue que a Roy Ward Baker se le encargo la direccion de una pelicula llamada Kung Fu y los Siete Vampiros de Oro ( The Legend of the 7 Golden Vampires, 1974 ); al respecto cuenta el director:

" Fue una experiencia espantosa. La Hammer y los hermanos Shaw nunca tendrian que haberse aliado. Run Run Shaw ( el productor ejecutivo ), era un autentico caballero, perto todos sus subordinados eran idiotas, - recuerda muy contento el director -. El problema es que sus metas y ambiciones no tenian nada que ver con las nuestras, y no podian aceptar ninguna clase de aproximación entre los dos enfoques. Querian imponernos sus ideas... No hubo forma de entendernos. Se nos habia hecho creer que el estudio de los hermanos Shaw era soberbio y que contaba con todo el equipo necesario , y cuando llegamos alli descubrimos que se reducia a una hilera de barracones con techo de chapa, ¡ que ni tan siquiera estaban insonorizados ! Parecian haber quedado atrapados en un bucle temporal, como si aun estuvieran haciendo peliculas mudas.
" Algunos entendian el ingles, pero lo habitual era que tuviese que utilizar los servicios de un interprete. John Wilcox, el director de fotografia, enfermó y hubo que enviarle a casa. El operador ( John Ford ) fue ascendido para que ocupara su lugar. Quede muy decepcionado con él, y no nos llevamos demasiado bien. Chris, el hijo de Michael Carreras, fue mi ayudante de dirección. El encargado de los focos, la chica que se ocupaba de la continuidad entre las escenas y un ayudante de produccion tambien eran ingleses... y todos lo pasaron tan mal como yo. "
¨ En lo que respecta al hacer peliculas, Hong Kong siempre ha preferido la cantidad a la calidad. Se limitan a rodar lo mas deprisa posible, y uno de nuestros grandes problemas fue que queriamos rodar con sonido directo, cosa que ellos no hacian nunca. Me dijeron que estaba loco, y me explicaron que no era necesario porque despues la pelicula seria doblada a un monton de idiomas dsitintos. Se limitaban a colocar los actores delante de la camara , y lo peor era que cada unno hablaba un dialecto chino distinto. ¡ Llegan a los extremos de permitir que los actores inventen sus propios dialogos ! Aún asi consegui rodar la pelicula en ingles y con sonido directo, lo cual les parecio un terrible desperdicio de tiempo y de dinero ¨
Con respecto a la filmacion de las escenas de kalate, ejem, perdon, karate, comenta lo siguiente:
" No voy a afirmar que dirigi todas las secuencias de kung fu, porque la verdad es que ni tan siquiera se me paso por la cabeza intentarlo. Deje que los expertos en kung fu se encargaran de ello. No sé nada de artes marciales, y no tenia ni tiempo ni ganas de hacer averiguaciones al respecto. Me parecio que todo aquello era un monton de estupideces infantiles, pero recuerdo que les di consejos y que de vez en cuando incluso me hacian caso.
¨ Pase tres meses en Hong Kong, y fue una experiencia horrible. Estuve a punto de enloquecer, y lo unico que queria era volver a casa. El pobre Peter Cushing lo paso terrible, pero no dejo que eso afectara a su interpretación. Julie Ege resulto ser un autentico desastre. Su papel exigia una chica guapa, pero aparte de eso no hizo nada con el personaje... y acabe convencido de que nunca habia tenido ninguna intenciónde tomarselo minimamente en serio. ¨


Hasta aqui otra entrega mas de Vidas de Cine; la proxima vez pondre algo mas de este simpatico director. Hasta entonces.

4 comentarios:

darkerr dijo...

La anecdota de Walt Disney es muy curiosa, que gran tipo habia sido. Por lo visto, "Los siete vampiros de oro" fue un martirio para sus realizadores británicos. Con lo divertida que puede resultar, vaya. Saludos¡¡¡

Igor Von Slaughterstein dijo...

Como siempre geniales las anécdotas de estos profesionales que tantas alegrias nos han dado. Lo cierto es que la historia de "Kung Fu Vs. Los Siete Vampiros de Oro" esta llena de curiosidades divertidísimas, que merecerían un reportaje completo.

Saludos!!

darkerr dijo...

Hola, me han pasado un meme feliz (asi le llaman) y nuevamente, te elegido para continuarlo, las reglas estan en mi blog. Saludos¡¡¡

Korvec dijo...

Lo de Walt Disney lo había oido, pero pensaba que era una leyenda urbana.

Lo de "Kung-Fu contra los siete vampiros de oro", fue una unicón contra natura donde las haiga, pero a pesar de esó, sigue siendo una de las películas más míticas y entrañables de mi infancia.

Saludotes